10 Principios de multimillonarios que hay que adoptar para tener éxito

“Logré alcanzar tanto éxito financiero porque mi objetivo nunca, ni por un minuto, fue el dinero”, dijo una vez Oprah Winfrey, y la mayoría de los multimillonarios hacen eco de sus palabras. Hoy, las personas exitosas no solo quieren ganar dinero: Mark Zuckerberg quiere cambiar el mundo, Elon Musk, construir una metrópolis en Marte.

Los jugadores de la arena de los negocios moderna no son estafadores con suerte o hijos de la fortuna. Hoy, las personas exitosas son dignas de admiración. Son educadas, modestas, y su estatus no se evidencia por la exhibición de artículos de lujo, sino por la cantidad de sus contribuciones caritativas.

Genial.guru está seguro: aquellos que han llegado al Olimpo financiero tienen mucho que enseñar. Te proponemos adoptar algunos de los principios de las personas ricas, para cambiar tu vida para mejor.

1. Encuentra y formula correctamente el objetivo

  • Steve Jobs no quería crear un teléfono cualquiera. Su objetivo era un teléfono con funciones de una computadora, pero fácil de usar.

El objetivo debe ser concreto. Por ejemplo, si te gusta hornear pasteles y te gustaría hacerlo con más frecuencia, e idealmente a cambio de dinero, la meta incorrecta sería: “Quiero hornear pasteles por dinero”. El objetivo correcto: “abrir una pastelería donde se vendan mis pasteles”. ¿O sueñas con un viaje por el mundo? Objetivo incorrecto: “Quiero viajar por el mundo”. Objetivo correcto: “quiero ganar 20 mil dólares para viajar por el mundo”.

 2. Haz un plan y síguelo

  • Elon Musk quiere colonizar Marte. Tras haber elaborado el plan, llegó a la conclusión de que el principal obstáculo era el alto costo de volar al planeta rojo. Ahora Elon está ocupado en desarrollar un transporte espacial más económico.

El hábito de planificar metas a corto y largo plazo ayuda a identificar las debilidades y las principales tareas en las que hay que enfocarse. Quizá, después de diseñar el plan comprendas que tu objetivo no es ganar 20 mil dólares para un viaje en un crucero, sino encontrar personas con ideas afines para hacer autostop alrededor del mundo.

3. No te contengas

 4. Ama lo que haces

Si no estás obsesionado con lo que haces, o con el objetivo al que apuntas, el camino hacia el éxito será largo, muy probablemente infinito.

  • La historia favorita de Mark Zuckerberg: “En 1962, John F. Kennedy visitó el Centro Espacial de la NASA. En un despacho vio a un empleado de limpieza que barría el piso con tanto entusiasmo que ni siquiera había notado su presencia. “Hola, soy John Kennedy. ¿Qué estás haciendo aquí?”- dijo Kennedy. Y el empleado de limpieza respondió: “Trabajo para que una persona pueda volar a la luna, señor presidente”.

La pasión no se puede fingir, y si ya tienes un trabajo que no te gusta, será difícil cambiar tu actitud hacia él. Pero, si no puedes dejarlo, por lo menos está en tu poder encontrar una causa en la que creer, como el empleado de la limpieza del centro espacial. Eso te llevará al éxito. Y al trabajo actual puedes considerarlo como una herramienta para lograr tu objetivo.

 5. Gasta el dinero conscientemente

  • “Es más difícil gastar un dólar en forma eficiente que ganar un dólar”. Steve Jobs

¿No te estabas preparando para un viaje alrededor del mundo? Tal vez sea mejor comprar unas zapatillas deportivas con las que puedas hacer autostop. O tomar cursos de idiomas extranjeros, sin los cuales será difícil organizar cualquier viaje de presupuesto bajo. Si realmente estás obsesionado con tu objetivo, podrás renunciar al vestido u otra compra impulsiva sin el menor arrepentimiento.

6. Cuida tu tiempo

  • “Quiero limpiar mi vida de decisiones sin sentido. Creo que no podré hacer mi trabajo si gasto parte de mi energía en cosas tontas y frívolas, como elegir la ropa”. Mark Zuckerberg

Muchos de nosotros tenemos chronophages (“devoradores del tiempo”) más grandes que la elección de ropa. Por ejemplo, la incapacidad de decir “no”. No a los chismes, a las redes sociales, al deseo de empezar varias cosas a la vez y luego abandonar todo a la mitad. Todo esto te quita tiempo que sería mejor, al igual que otros recursos, invertir en ti mismo. Hacer deportes, por ejemplo.

7. Priorizar

  • Elon Musk cree en los sistemas solares, pero entiende que su fuerza no alcanza para todo. Así que se dedicó a Tesla y a SpaceX, e involucró a otros especialistas en el proyecto SolarCity. Los lunes y los jueves, Mask está en SpaceX, los martes y los miércoles, en la oficina de Tesla.

El hábito de priorizar es útil no solo en el trabajo, sino también en otros aspectos de la vida. Si se te han acumulado muchas cosas para hacer, no intentes hacerlas todas al mismo tiempo, concéntrate en una a la vez. Si decides pasar una tarde con tu familia, no te distraigas con el trabajo y los amigos. El deseo de tener éxito en todo no solo te llevará al fracaso, sino que también te quitará fuerzas.

8. No te compliques la vida

  • “El deseo de complicar las cosas es tu enemigo. Cualquiera puede crear algo complejo. Lo difícil es crear algo simple”. Richard Branson

A algunos, la vida se les complica por el sentimiento de culpa; a otros, por las personas desagradables con las que se ven obligados a tratar, a unos terceros, por el deseo de complacer a los demás. En la fuente de muchos “complicadores” está la creencia “debo”. Los problemas no solo surgen cuando estamos seguros de que nosotros debemos algo, sino también cuando pensamos que otros, el mundo en sí, nos debe algo. El hombre debe respirar, beber agua y comer, para no morir. Eso es todo. En otras situaciones, la palabra “debe” no tiene sentido.

9. Di “no” a los estereotipos y prioridades de otros

  • “Tu tiempo es limitado, así que no lo pierdas viviendo la vida de alguien más. No caigas en la trampa del dogma. No permitas que el ruido de las opiniones de otras personas acalle tu voz interior”. Steve Jobs

Precisamente el deseo de ser diferente de los demás fue lo que ayudó a muchos multimillonarios a convertirse en lo que son. Guiándose por la opinión y los estereotipos de otras personas, es difícil ir más allá de los límites detrás de los cuales está el éxito.

10. No vives solo para ti

Para los multimillonarios modernos la filantropía es una prioridad espiritual. Muchos de ellos gastan dinero para ayudar a los necesitados, para desarrollar el arte, la educación y la medicina. Bill Gates y Warren Buffett lanzaron la campaña “Juramento de donación”, cuya idea es transferir el 50% de sus ingresos a obras de caridad. Entre los participantes de la campaña hay más de 150 personas incluyendo a Mark Zuckerberg, George Lucas, Victor Pinchuk y Vladimir Potanin.

  • “Los Millenials es una de las generaciones que donó más dinero a la caridad en la historia, pero no se trata solo de dinero, también puedes donar tu tiempo”. Mark Zuckerberg

Regalarle a alguien su tiempo, atención y energía es invertir en tí mismo. Ayudando a los demás, una persona se siente necesaria y obtiene la paz en el corazón que no le podría brindar ningún vestido. Es importante priorizar correctamente. Los niños de un orfanato o los animales de un refugio necesitan tu tiempo más que la vecina que se está quejando del vago de su marido.

Por supuesto que los principios descritos anteriormente no te harán rico de la noche a la mañana. Pero el éxito no se trata solo de dinero. Después de todo, la felicidad es antes que nada la oportunidad de dedicarte a lo que amas y hacer lo que crees que es lo correcto. ¿Estás de acuerdo?

Fotos depositphotos

Publicado en Genial.guru